lunes, 13 de julio de 2009

Como el humor de una rana

"Esto es la muerte, se dijo el muchacho, la consumación, la tos infernal que hace vomitar piedras, el rostro con que se castiga el mirarse demasiado en el espejo. La bocas de los dos se aproximaron. Ella le pasó los dedos por los párpados. Esto es un cuento, dijo ella, y trata sobre un muchacho al que besa una bruja. Voló hasta un montículo que cambia de tamaño como cambia el humor de una rana. Le acarició los ojos y se estrechó contra él. Y después de haberlo amado y de haber provocado su muerte, se lo llevó dentro de ella a una cabaña en el bosque. Pero este cuento, como todos los cuentos, termina con el beso. Él no era más que un muchacho abrazado a aquella chica".

Esto es un fragmento de un cuento de Dylan Thomas. Se llama "Una vista del mar" y me ha gustado tanto, que he parado de leer para compartirlo.

No hay comentarios: